Home
Frankenstein se lleva el pastel

Valoració 
0
(0 vots)

Idioma 
Español
Autor 
Il·lustrador 
ISBN 
978-60-74006100
Editorial 
Format 
Tapa dura
Última edició 
2012
Pàgines 
40
8,50€
Resum 
Un gran ejemplo de cómo reírse de los monstruos... Vaaaaale, va, de cómo reírse "con" los monstruos, seamos inclusivos.
Una sorpresa muy grata al abrir la portada.
Entras y... ya estás enganchado.

La Vampiresa ya estaba embalsamada, pero ha despertado y está enamorada de Frankenstein. Se van a casar, será una boda perfecta; el banquete está dispuesto, y los invitados lo pasarán muy contentos, bueno, todos menos el Vampiro…Pero en lo que estos dulces novios se casan, sus camaradas no la pasan tan bien: Edgar Allan Poe no puede escribir ni un verso porque lo acosa un cuervo, King Kong se ha mudado a Nueva York, ya que en su isla no recibe un sólo ingreso, y los Zombis no han vendido ni una piña en día de muertos…
Opinió 
Lo definiría como una boda grotesca o como la "parodia de los monstruos". Pero para aclarar mejor el concepto, lo grotesco son los personajes que la celebran y el elenco de invitados y la relación de anécdotas es espectacular.

La situación es la siguiente: Se va a celebrar una boda, la vampiresa ha descubierto al amor de su vida, un monstruo verde conocido como Frankenstein, Frankie para los amigos. Se presentan en casa de la suegra (la madre de vampiresa) para organizarlo todo. Mientras se ponen de acuerdo, el autor, Adam Rex "olé-tu-gracia" (ese apodo se lo otorgamos nosotros), presenta algunos de los invitados a la fiesta. Poe quería escribir poesía, pero no lo aguantaba ni el cuervo. El jinete sin cabeza (sí, se trata de la leyenda de Sleepy Hollow) tiene un blog donde cuenta sus desventuras al ponerse una calabaza encima de los hombros. Charlie Brown es aquí un vampiro inocente e incomprendido. En medio de estas crónicas encontrarás mucha publicidad (no te pierdas, por favor, el método para envejecer y afear a las brujas para que sean verdaderamente espantosas). ¿Te imaginas el panorama? Por alguna razón me viene a la memoria la mítica familia Monster... ya me diréis, si no.
Es una crónica de una boda, entre el cómic, novela gráfica y diario, donde cuentan anécdotas de la vida diaria de los monstruos.
Los conocemos mejor, desvelan sus intimidades e inquietudes, conocemos sus puntos débiles y sus diferencias.

Me troncho de risa, así, sin más. Es humor en estado puro, ironía y sarcasmo. Un nivel apto para mayorcitos de todas las edades - resalto "mayorcitos".
Un formato muy acertado para recordarnos los antiguos diarios y crónicas en formato de lujo: tapa dura, relatos a todo color, viñetas, imágenes intercaladas con ilustración y rimas, muchas rimas. ¿Has visto alguna vez a un monstruo rimar? ¿Y a Poe desesperado?
Destaquem 
El sentido del humor para acercarnos una realidad que habitualmente nos la presentan desde el terror. Absolutamente nada que ver con una historia de miedo.
Muy recomendable para amantes de la ficción, el gore y lo monstruoso. Aquí no se trata de tener miedo, aquí se trata de troncharse hasta la muerte. Y de paso, nos damos un paseo por los clásicos... de terror.
Por mucho que te lo explique... ¡Tienes que verlo! 
¡Ah! la presentación de las guardas que nos ofrecen los monstruos es una genial invitación a entrar. Sí, sí, son ellos que nos invitan, tú solo tienes que abrir por la primera página.
El precio del libro también es de risa, ¡no lo dudes!

Si te gusta este o te gustó el primero, Frankenstein se hace un sandwich, eres un auténtico "monstruo" de la ficción de terror.
Aquí tienes una muestra, para que te hagas una idea:

]]>Frankenstein-se-come-el-pastel-port-Adam-Rex-Oceano-LosCuentosdeBastian]]>




Recursos relacionats